domingo, 4 de mayo de 2008

EN MIS LABIOS


Con la nostalgia prendida en mis labios
voy buscando en cada rostro tus señas,
sonrío para llenar mis espacios
mientras las horas me caminan por el cuerpo.

El reloj no tiene piedad, el sol asoma impertinente.
Venero tu recuerdo cada día alzando mi cabeza,
para encontrar una nueva forma y quererte
y no ser fantasma en esta tierra.

Con la nostalgia prendida en mis labios
tarareo tus canciones que ya son mías,
el atardecer desnuda mis anhelos visionados
que lentamente se van asomando.

Entre los naranjos en flor
brota mi soledad y mi piel se diluye
junto al perfume de los azahares
cuando mis labios te nombran.


Rocio de la Bruma

4/05/2008

4 comentarios:

Jorge dijo...

Los azares... perfume de la vida que no cesa, no perece ni muere jamás...
La vida y sus muchos caminos en todos sus planos...

luna dijo...

los azhares asi como el amor son de la vida cuando el tiempo existe.
gracias!

Ana Constela dijo...

'Venero tu recuerdo cada día alzando mi cabeza,'

Sublimes versos impregnados por el aroma de los azahares que eternizan tu ternura y redivivo el transcurrir...
Un gusto inmenso la travesía por tus letras!

luna dijo...

Anita, venero su recuerdo todo, como hombre, esposo, padre y abuelo!
gracias amiga.

besos de mar.